-?
 
 
 
 
Neuquén, Viernes 19 de Agosto de 2022
5:23 AM
 
 
Entrevistas
12/12/2020

Darío Martínez

“La salida a largo plazo no es Vaca Muerta sino la industria”

“La salida a largo plazo no es Vaca Muerta sino la industria” | VA CON FIRMA. Un plus sobre la información.

El titular de Energía dijo que la licitación del Plan Gas.Ar resultó exitosa. Admitió que el país no se va a salvar con “sacar gas y petróleo y nada más” y que “será necesaria una industria”. La tarifa eléctrica será “pagable por los argentinos”, apuntó.

Marcelo Pascuccio y Héctor Mauriño

El secretario de Energía de la Nación, Darío Martínez, puso de relieve el ahorro que significará para el país el Plan Gas.Ar, aunque admitió que a largo plazo la salida para la Argentina no es exportar hidrocarburos sino crear industrias para exportar con valor agregado.

En charla con el programa La Vaca Atada, de Radio Nacional Neuquén, Martínez reveló que la subasta de 70 millones de metros cúbicos diarios de gas fue exitosa y afirmó que con el Plan Gas.Ar Neuquén podrá aumentar sus regalías en 115 millones de dólares.

Al hablar de la tarifa de electricidad, Martínez anunció que mientras sigue congelada se trabaja en una de transición, “que sea pagable por los argentinos”.

Advirtió sobre la posibilidad de que se negocie exportar diésel, gasolina y crudo a Bolivia a cambio del gas que se importa

-Macri dolarizó la tarifa eléctrica y luego la congeló porque se le venían las elecciones del 2019, después se produjo la pandemia, ¿cómo va a ser la tarifa eléctrica antes de que se concrete la revisión integral o RTI?

-Básicamente hay un esquema, un RTI que es impracticable. Haber dolarizado las tarifas no fue una buena decisión, y la verdad que con el poder adquisitivo, con la situación económica que quedó la gente luego de 4 años muy duros, ya ahí era impracticable. Luego vino la pandemia y agudizó más los indicadores, con lo cual estamos trabajando para salir de la RTI vigente e ir a un esquema de transición, a una tarifa de transición, que sea pagable por los argentinos, que esté al alcance de los argentinos, que no tengan que dejar de consumir otros bienes y servicios para pagar la energía, ir a un esquema que no nos genere recesión en otras actividades, así que tenemos congelada la tarifa por la ley de solidaridad, la ley que yo fui parte, fui miembro informante de la misma, y ya el presidente ha manifestado públicamente hacia qué esquema vamos, y nosotros estamos dando las indicaciones necesarias para hacer todos los procesos de audiencia pública necesarias. Pero, lo que te puedo decir, es que es impracticable volver a aplicar una RTI dolarizada como la que, como la que está vigente.

-Eso es tranquilizador. Se habla también de utilizar los subsidios de manera más inteligente. ¿Qué quiere decir en la práctica?

-Sin lugar a dudas, nosotros tenemos que ir a un esquema que nos permita el uso mucho más eficiente de los subsidios. La pandemia nos ha dejado herramientas para poder detectar los sectores más vulnerables, que a la Secretaría de Energía le van a servir para un mejor aprovechamiento de los subsidios. Acá estamos hablando de sectores que no pueden pagar el costo de la energía, entonces esos sectores deben estar subsidiados, sin aumentar en términos del PBI, el subsidio porque va a rondar el 1.7%, pero, digo, con un uso más inteligente, a los sectores que están más retrasados, que tienen más problemas, tenemos que ir con un esquema, con un subsidio mucho más individualizado, que llegue con mayor eficiencia, así también te digo que habrá sectores en el otro extremo que pueden ir acercándose al precio, al costo de la energía, pero en ninguno de los casos tenemos que llevar un esquema donde la gente deje de consumir otros bienes y servicios para pagar la energía. Alguien que tiene un ingreso tiene que saber que no tiene que dejar de hacer otras cosas que hacía, por tener que ahorrar para pagar la energía.

-¿Cómo evalúa la Secretaría de Energía las ofertas presentadas en la subasta del Plan Gas?

 -Hemos tenido casi el 100% de las expectativas porque de los 70 millones de metros cúbicos del bloque de 70 millones, colocamos casi 68, con lo cual estamos muy bien. El objetivo del Plan Gas.Ar es frenar el declino que tenemos, un declino muy pronunciado que nos lleva, en el caso de no haber hecho nada, nos hubiese llevado indudablemente a tener que importar energía a un precio mucho más elevado o con divisas que no tenemos; y, sin embargo, el presidente tomó una decisión dando previsibilidad a reglas claras, aun en un mundo de pandemia, ¿no?, en un mundo tan raro como éste, el presidente pone reglas claras, y define, nos da un mandato al ministro de Economía y al secretario de Energía y a todo nuestro equipo, para avanzar en ese esquema que lo que va a generar es 30.800 millones de metros cúbicos de gas argentino producido por trabajadores argentinos, con pymes incorporándose de manera creciente, porque en los planes de inversiones se les exige valor agregado nacional creciente, cada vez tienen que presentarse planes de inversión con más cosas hechas en pesos en desmedro de las que se hacen en dólares, con lo cual los trabajadores en vez de estar en sus casas, van a estar perforando, las pymes van a estar incorporándose, esto también, además de generar un ahorro en divisas superior a los 9.000 millones de dólares, va a generar un ahorro fiscal importantísimo, y un aumento de las regalías, para que te des una idea…

 -¿Va a generar un aumento en las regalías para Neuquén?

-Sí, sí. En Neuquén sólo en gas el incremento va a superar los 115 millones de dólares.

 -Es mucho eso para Neuquén, 115 millones de dólares.

 -Es muchísimo dinero extra, que de no haber hecho nada, no solamente tendríamos recesión en el sector, sino que tendríamos que ir a buscarlo afuera y sin embargo, ahora esto va a repercutir y en todas las provincias productoras, porque hemos establecido y aprovechado la potencialidad de cada cuenca para que haya actividad en todas las cuencas. Es una visión bien federal que nos ha pedido el presidente y la vicepresidenta que mantengamos en nuestras decisiones.

 -Hay un cupo de gas para el momento de mayor demanda invernal que no se cubrió en la subasta, ¿se va a volver a licitar?

-Nosotros dejamos en el esquema de Plan Gas la posibilidad de volver a licitar, pero en eso también estamos en negociación con Bolivia en función de la adenda del contrato, y eso va a tener que ver con qué volumen consigamos de Bolivia. Luego de resuelto eso, que es ahora en diciembre, bueno, pensaremos en las alternativas para los picos de invierno, pero antes está adenda que hay que cerrarla ahora en diciembre y no tenía sentido avanzar en un esquema sin tener claro cuál es el volumen que estamos comprometidos a traer de Bolivia.

 -Además del Plan Gas.Ar, ¿el gobierno analiza una ley de promoción de las inversiones para el petróleo?, ¿qué alcances tendría?

-Sí, tal cual. En marzo en el discurso inaugural, el presidente habló de esta ley de desarrollo, luego por supuesto vino la pandemia y vino la caída del precio internacional, con lo cual, fue bastante caótico en cuanto a hidrocarburos a nivel global. La Argentina no es la excepción porque no es un precio que definamos nosotros internamente, pero ahora que se ha recuperado el precio, nuevamente y, además, en los objetivos de la Secretaría, esta la ley de promoción, pero para eso necesitamos un compromiso de la industria de aumento de producción, para llegar a un nivel de exportación importante. Es lo que estamos charlando en estos momentos, digamos, esa ley de promoción es para buscar un objetivo de aumentar la producción, aumentar la exportación, sin complicar el aprovisionamiento interno. Y esta es la discusión. Y necesitamos también que el sector privado tenga muy claro cuáles son la potencialidad de incremento de producción que puede tener.

-Esta reunión con el ministro de Hidrocarburos de Bolivia, ¿tuvo que ver con tratar de ver un horizonte, pensando en ese pico de consumo de gas? 

-Sí, tiene que ver con la negociación de la adenda, pero también le planteé la posibilidad de exportarle diésel y gasolina, y también crudo, así que estamos en ese proceso. Para nosotros sería también muy positivo la posibilidad de poder exportarles lo que ellos demandan, en contraparte del gas que, por contrato, que sigue vigente, tenemos que nosotros adquirir.

-Respecto a la demanda en verano de la energía eléctrica, ¿qué año se avizora?, ¿tendremos cortes? Teniendo en cuenta la crisis económica y la falta de inversión del macrismo.

-Nosotros durante los últimos años hubo mucho entusiasmo por fijar y por buscar una  tarifa alta, pero no el mismo en controlar y en exigir inversiones. Y venimos arrastrando un esquema de cortes, sobre todo en el AMBA desde hace años, que la forma de resolverlo es planificando y exigiendo, o haciendo las inversiones, de alguna manera que se tiene que hacer. Entonces, vamos a poner mucho en eje eso, pero es un proceso que va a llevar, 2 o 3 años, por lo menos, para poder erradicar la problemática de corte que se viene teniendo. Pero, digo, hay que poner siempre mucha atención en los planes de inversión, y que se hagan y en el control de las mismas; porque yo creo que en los últimos años habían más deseo de mirar la tarifa, y no de controlar situaciones, y eso tiene sus consecuencias.

-El gobierno apunta a cubrir la demanda interna con el gas nacional y ahorrarse divisas, pero Vaca Muerta da para mucho más que cubrir este bache grande en que se encuentra la Argentina después del macrismo ¿Cuál es el futuro previsible para esto?

-El Plan Gas.Ar, lo que busca es detener el declino, no nos va a liberar 100% de la importación de gas. Para eso, nosotros necesitamos hacer obras de infraestructura para poder evacuar más gas. Así que estamos analizando, hemos pedido rápidamente poder entrar en contacto con la industria brasilera, con Chile, con Paraguay, con Uruguay, para ver cuál es la demanda que tienen también nuestros países vecinos para ver si podemos colocar algo de esa producción, pero a su vez, además de colocar producción en los países vecinos, debemos colocar gas y llegar con más redes a todos los argentinos. Esos son los desafíos, y en función de esa planificación funciona la secretaría. La potencialidad que tiene Vaca Muerta es importante, pero hace falta la infraestructura necesaria para poder evacuar ese gas, independientemente del Plan Gas.Ar. Son objetivos complementarios, pero son objetivos distintos y estamos trabajando en esos desafíos que, bueno, si el declino que está teniendo Bolivia, que es un problema para colocar gas en Argentina y en Brasil, nosotros lo podemos reemplazar con gas argentino, sería una buena posibilidad y oportunidad para la Argentina, para conseguir divisas, pero a su vez, para tener una infraestructura que nos permita llevar más gas al resto del país, que también es necesario, es fundamental.

-También está el tema de la industrialización, para poder exportar derivados del gas con valor agregado, ¿se está pensando en alguna posibilidad para eso?

-Sí, siempre es mejor exportar el recurso con valor agregado. Sin lugar a dudas, y siempre está en el esquema. También para eso hace falta que la industria vuelva a recuperarse, recordemos que venimos con una industria que estaba casi paralizada en un 50%. También hay que recuperar de a poco el mercado interno, la capacidad adquisitiva; y cuando hablábamos de tarifas, que la gente no deje de consumir otros bienes y servicios, tiene que ver con eso. La salida de la Argentina no es Vaca Muerta. La salida de la Argentina es una industria que genere puestos de trabajo, esos trabajadores con un salario que le permita un poder adquisitivo y fortalecer el mercado interno; eso es un círculo virtuoso, por dónde tiene la salida la Argentina. Pensar que sólo por tener la política extractiva, y sacar gas y petróleo y nada más, no es real que la Argentina se va a salvar con eso.

-Acudiendo a un llamado, sobre el aporte solidario de la riqueza, ¿cuál es el aporte al sector hidrocarburífero?

-Hidrocarburos, pero preferentemente gas, que es lo que tenemos que resolver rápidamente, pero es un proyecto donde IAESA, que va a volver a denominarse Enarsa, va a poder desarrollar en sociedad con YPF, y cuyas utilidades de proyecto tienen que ser volcadas nuevamente a inversiones. Hay cero posibilidad de retirar las utilidades, porque eso nos parecía importante, ese esquema que planteó el cuerpo Legislativo, y la Secretaría va ir analizando cuáles son los mejores proyectos, en los cuales podemos invertir y producir gas y petróleo rápidamente.

29/07/2016

Sitios Sugeridos


Va con firma
| 2016 | Todos los derechos reservados

Director: Héctor Mauriño  |  

Neuquén, Argentina |Propiedad Intelectual: En trámite

[email protected]