-?
 
 
 
 
Neuquén, Domingo 26 de Junio de 2022
11:27 PM
 
 
Columnistas
Panorama Político
15/05/2022

Figueroa y sus tiempos

Figueroa y sus tiempos | VA CON FIRMA. Un plus sobre la información.

El candidato opositor al oficialismo emepenista ha elegido mantenerse con perfil relativamente bajo, seguir con su campaña y esperar la convocatoria a las internas para lanzar formalmente su candidatura. Como no pegó el primer golpe, aspira a dar el segundo cuando y como le convenga.

Héctor Mauriño

[email protected]

Después de la contundente demostración de fuerza de los “azules” en El Chocón, el principal destinatario de tanto desvelo, el candidato opositor Rolando Figueroa, ha elegido mantenerse con un perfil bajo, seguir con su campaña y esperar la convocatoria a las internas para lanzar formalmente su candidatura. Como no pegó el primer golpe, aspira a dar el segundo cuando y como le convenga.

Aunque hasta ayer no había brindado entrevistas, el ex vice y ex protagonista de la renovación generacional de Sapag convertido en adversario del modelo, no pierde oportunidad de replicar a los “azules” en cada acto que preside, haciendo eje en las críticas al aparatismo, el dispendio de recursos del Estado y el “cierre” del MPN a la participación de los afiliados.

Sobre este último aspecto, el reclamo de Figueroa apunta a la modificación de la carta orgánica realizada hace unos meses que prohíbe ser candidatos a figuras no afiliadas y sin una cierta antigüedad. Un verdadero cerrojo a la posibilidad de que alguien o algunos planteen alianzas no deseadas por el establishment partidario.

José “Pino” Russo, ex ministro, ex presidente del bloque del MPN y una de las figuras destacadas del Mapo que apoya la candidatura de Figueroa, denunció en una entrevista con Radio Nacional Neuquén que “hubo como 15 modificaciones a la carta orgánica, entre ellas la que no permite más las candidaturas de independientes, cosa que es una barbaridad para un movimiento”.

“El partido no nos tiene en cuenta a los afiliados”, agregó Russo y reflexionó sobre el hecho de que “muchos creen que hay que ser obedientes y nosotros no somos obedientes”. Cuando se le preguntó sobre sus diferencias con Sapag, contestó que “Sapag hace lo que nosotros le permitimos, bueno yo de mi parte no quiero permitir más, voy a decir lo que pienso”.

Algunos de estos conceptos son los que ornamentan el discurso de campaña de Rolando, quien según sus íntimos “es un hecho” que será precandidato a gobernador pero no participará de las internas para autoridades partidarias porque las considera “una trampa” tendida por el aparato que responde al oficialismo del partido.

En el entorno rolandista aseguran además que en El Chocón no se juntaron ni 25 mil ni mucho menos 30 mil almas como pretenden los “azules”, sino a lo sumo 8.000. Más aún, descreen de las posibilidades del candidato oficialista Marcos Koopmann y le atribuyen a su jefe una intención de voto del 50 por ciento en las encuestas. “Llama la atención -desgranan- que el partido no tome en cuenta al mejor candidato y en cambio trabaje para destruirlo”.

La pregunta que surge espontánea ante tal reflexión es si Figueroa trabaja para torcer el brazo a los “azules” o intenta convencerlos de que lo mejor para todos es cerrar filas en torno a su figura.

Por otra parte, hay múltiples testimonios de que el candidato “violeta” no rehuye el contacto con ninguna de las figuras importantes de la oposición, tanto entre las que integran el Frente de Todos, como entre las que revistan en la coalición derechista Cambia Neuquén.

El tema preocupa a la plana mayor del sapagismo, no solo porque configura una amenaza latente para su triunfo en la interna, sino también porque vislumbra que si logra sortear el primer desafío, las elecciones generales requerirán de construir una estructura frentista para contener el avance de la derecha neuquina, hoy por hoy su principal adversario.

Desde algunas de las fuerzas que integran el FdT no han faltado quienes salgan a decir que recibirían a Figueroa con los brazos abiertos. Pero más allá de los cumplidos, es poco probable que figuras que trabajan para construir su propio espacio de poder estén dispuestos a resignar el primer puesto para cedérselo a “Rolando”. Antes bien, es dable imaginar que tanta hospitalidad concluiría en el mismo momento en que Figueroa abandone su partido.

Como el ex vice tampoco come vidrio, habrá que pensar que el amague con ir por afuera para batir al oficialismo emepenista, podría no ser otra cosa que un disuasivo para lograr un acuerdo en el caso de que la candidatura de Koopmann no diera los resultados esperados por sus mentores.

29/07/2016

Sitios Sugeridos


Va con firma
| 2016 | Todos los derechos reservados

Director: Héctor Mauriño  |  

Neuquén, Argentina |Propiedad Intelectual: En trámite

[email protected]