-?
 
 
 
 
Neuquén, Viernes 19 de Agosto de 2022
4:15 AM
 
 
Columnistas
24/07/2022

España, Europa y la Argentina ante la crisis de la guerra

España, Europa y la Argentina ante la crisis de la guerra | VA CON FIRMA. Un plus sobre la información.

Las drásticas medidas adoptadas por España y otros países de la UE para paliar la crisis producto de la guerra, contrastan con las dificultades que enfrenta el gobierno argentino para imponer medidas que protejan a sus ciudadanos.

Héctor Mauriño

[email protected]

La guerra golpea a la puerta de Europa. Mientras el Parlamento Europeo fuerza la categoría de las energías verdes -vitales para el objetivo de la UE de alcanzar la neutralidad de carbono para 2050- incluyendo a la nuclear y al gas como limpias, y Francia decideaportar casi 10 mil millones de euros para comprar una de las principales empresas productoras de electricidad de ese país, España lanzó la semana pasada dos nuevos impuestos temporarios, a las ganancias extraordinarias de las empresas financieras y energéticas cuya recaudación será destinada a mitigar el impacto de la crisis.

La crisis desatada por la guerra de Ucrania, golpea al planeta pero no en todos lados con la misma intensidad ni suscita las mismas respuestas. En general los países de la Unión Europea toman decisiones drásticas para paliar la crisis energética producto de las restricciones a la compra del gas ruso, que en 2021 aportó el 40 por ciento del total utilizado por los países de Europa occidental.

No es para menos, la inflación golpea la puerta de Europa, el Reino Unido y Estados Unidos como no había ocurrido en los últimos 20 años- y varios países europeos aplicaronen los últimos meses impuestos alos beneficios empresariales derivados de la inflación, en particular de los grupos energéticos.

El Reino Unidoinstauró un impuesto excepcional del 25 por ciento sobre los beneficios de los gigantes energéticos e Italia decidió gravar con otro 25 por cientoadicional los beneficios de las grandes empresas del sector energético.

En particular España cuya proximidad cultural es mayor con la Argentina, alcanzó este mes un 10 por ciento de inflación interanual, un nivel que no había experimentado desde hace más de 20 años, cuando se reemplazó la peseta por el euro, algo totalmente impensado solo unos meses atrás.

El proceso inflacionario tiene que ver con el alza en los precios de los alimentos y de la energía derivados del conflicto entre Rusia y Ucrania algo que con mayor propiedad refleja un conflicto entre Rusia y la OTAN liderada por EE.UU.

En España los combustibles tuvieron un alza de más del 30% respecto de junio del 2021 y si bien el gobierno subvencionó la nafta y el gasoil con 20 centavos por litro, desde hace unos días los valorestreparonpor primera vez por encima de los 2euros el litro.

Algo parecido viene ocurriendo con la electricidad, que también experimentó subas considerables, lo que hace que los españoles lo piensen bien antes de encender los aires acondicionados, a pesar del intenso calor de la temporada estival.

Además de la ayuda con el combustible, España introdujo unareducción del IVA a la electricidad yun alza de las pensiones. Pero la duda que se presenta es qué ocurrirá en el próximo invierno cuando tengan que calefaccionarse pagando tarifas bastante más elevadas que hasta ahora.

En medio de las vacaciones de verano, los madrileños que viajan 400 o 500 kilómetros para llegar a las playas, y antes pagaban en promedio uno 45 o 50 euros por llenar un tanque de combustible, ahora deben oblar 70 o más.

Los alimentos también han registrados aumentos que si bien para los argentinos pueden parecermínimos porque en la mayoría de los casos son de centavos, resultan gravosos si se tiene en cuenta el alto valor del euro.

En este contexto, el euro se ha depreciado a un nivel desconocido en los últimos 20 años y por primera vez quedó en paridad con el dólar y luegopor debajo, producto de la suba de las tasas de interés adoptada por la Reserva Federal de EE.UU. para protegerse de la inflación derivada de la crisis

La coalición gobernante PSOE – Unidas Podemos lanzó hace unos díasdos nuevos impuestos temporarios, a las ganancias extraordinarias de las empresas financieras y energéticas cuya recaudación será destinada a mitigar el impacto de la crisis.

En medio de este cuadro, los medios de comunicación dominantes repican diariamente las criticas contra Rusia y demonizan a Vladimir Putin cargándole toda la responsabilidad porel conflicto, sin tener en cuentala agresiva política expansionista de la alianza atlántica liderada por Estados Unidos.

Europa que ha sido de la Segunda Guerra para acá una aliada privilegiada de Estados Unidos se ve envuelta en un conflicto que no la beneficia y que por el contrario está comenzando a poner en riesgo el bienestar de sus habitantes.

El aumento del gasto militar hasta el 2 por ciento del producto bruto, comprometido por Pedro Sánchez ante los aliados de la OTAN para sostener la guerra, generó una gran disputa dentro de la coalición gobernante.

A despecho del lavado de cerebro que practican a diario los medios, desde la izquierda muchos se preguntan qué gana Europa con todo esto. Ahora en lugar de comprar el petróleo y el gas rusos debe pagar precios más caros.

Por otra parte viven una fuerte desencanto con la Europa que se presentaba como una alternativa al modelo de hegemonismo mundial de Estados Unidos y ahora practica un seguidismo a ultranza a la medida de los intereses de la primera potencia mundial.

Hasta ahora la información sesgada y en algunos casos falsa que propalan los medios ha logrado tocar un resorte muy poderoso de la población española y europea en general que ve en la invasiónRusa a Ucrania una amenaza, pero no percibe las consecuencias de embarcar a España en ese conflicto.

A diferencia de lo que pocurre con la gran mayoría de los países europeos, Argentina tiene alimentos de sobra y abundante energía, la producción de gas no convencional de Vaca Muerta ha logrado achicar la cuota que todavía debe importar, aunque por efectos del alza de la energía esa cuota ahora es más cara.

Las drásticas medidas adoptadas por España y otros países de la UE para paliar la crisis energética e inflacionaria producto de la guerra, contrastan con las dificultades que tiene el gobierno argentino para convencer a los factores de poder económico y a los dirigentes de la oposición de la necesidad de imponer medidas que protejan los intereses de los argentinos.

29/07/2016

Sitios Sugeridos


Va con firma
| 2016 | Todos los derechos reservados

Director: Héctor Mauriño  |  

Neuquén, Argentina |Propiedad Intelectual: En trámite

[email protected]